Tarta de queso al horno con cobertura de arándanos

Llevo años haciendo esta tarta años y no nos cansamos de ella. Me viene genial para las meriendas y los recreos de los peques. Disfrutan mucho de ella.

Es tierna, jugosa y con un sabor que enamora. Los arándanos son el acompañamiento ideal. Aunque también puedes prepararla sin ellos.

Tiempo de preparación: 55 minutos.

Magdalenas de chocolate (versión más saludable)

Esta receta es un ejemplo perfecto de que se puede comer dulce y rico de una forma más saludable.

Quedan unas exquisitas magdalenas con sabor a chocolate y un toque de naranja, exquisitas!!.

Hechas con harina de arroz, cacao, aceite de oliva virgen extra y ralladura de naranja. Pruébalas y se convertirán en un habitual de tus desayunos / meriendas.

Tiempo de preparación: 40 minutos.

Cheescake con base de galleta escocesa y fresas maceradas

Vídeo receta!

La mejor tarta de queso: sin horno, cremosa y con un sabor impresionante.

Hay muchas recetas de cheesecake, pero la galleta escocesa y las fresas maceradas que incorporamos en esta tarta son una aportación sorprenderte que te hará disfrutar y quedar fenomenal con tus invitados.

Tiempo de preparación: 4,5 horas.

Crema de anacardos

Los anacardos son ricos en grasas saludables, proteínas vegetales y minerales: hierro, magnesio, zinc, potasio, selenio y fósforo.
Esta crema es una opción ideal para beneficiarnos de todos ellos de una forma riquísima. Puedes usarla en tostas, tostadas o como frosting en dulces y galletas. Todo ello si resistes a no comerla entera a cucharadas.
Es ideal para utilizar en papillas de bebés y los más peques, que por riesgo de atragantamiento no pueden consumir frutos secos enteros.
El resultado es una crema densa, saludable, con un riquísimo sabor.
Tiempo de preparación: 20 minutos.

Magdalenas esponjosas

Las magdalenas son, sin duda, las reinas de la repostería. Las podemos hacer de múltiples sabores dejando siempre en primer lugar a las más clásicas y tradicionales, que son las que puedes hacer siguiendo esta receta.

El resultado será unas magdalenas esponjosas y deliciosas de sabor. Además, en la preparación te dejo el truco perfecto para que te queden con copete.